Essentia by Julia: cosmética natural en busca de tu esencia

Conectar con tu propia esencia es el objetivo principal que Julia Rodríguez, propietaria de Essentia by Julia, quiere que logren sus clientes. Aquí no hay belleza por la belleza: aquí la belleza es un mecanismo para reequilibrar, para hacer florecer la salud. Y no solo de la piel; también de la mente, el cuerpo, los músculos y las emociones. Essentia como telón de fondo de la esencia que nos define a cada uno de nosotros como seres únicos.

Todo en el centro Essentia by Julia es reconfortante: desde el propio nombre del centro hasta los paisajes de la población de Llucmajor, bellísimo pueblo interior de Mallorca, que recoge la belleza abrupta de la isla. Pasando por la esencia que transmite la propia Julia Rodríguez, alma máter de Essentia by Julia, quien pone todos su empeño para sacar a relucir a través de Karicia la esencia propia de cada uno de sus clientes. Tal y como explica la propia Julia: “Todos mis rituales en cabina son una búsqueda del equilibrio interno mediante técnicas personalizadas; mi intuición como profesional y atención, unidos a la cosmética natural saludable Karicia realizan una sinergia creando una experiencia completa y personalizada“. En Essentia by Julia la belleza no es sinónimo de artificial, de imposición. Aquí la belleza es equilibrio, es presencialidad, es salud.

El nacimiento de la esencia: la necesidad de expresarse a sí misma

¿Cómo nació la idea de crear un centro basado en el cuidado de belleza holístico en pleno interior de Mallorca? Pues después de una trayectoria profesional centrada en hoteles y spas de 5 estrellas, Julia Rodríguez decidió dar un vuelco a su realidad y empezar un proyecto enfocado en su propia visión, valores y filosofía de vida.

Con este punto de partida nace Essentia by Julia: como modo de ofrecer a los clientes del centro una desconexión real de su día a día. Así lo define Julia: “El cliente que venga a Essentia se sentirá acogido, mimado, olvidando sus problemas y permitiendo por unos minutos recargar las pilas y poder ver su día a día sin esa mochila que a veces cargamos y no sabemos que nos está asfixiando. Mi compromiso es hacerles salir más relajados y más a gusto con ellos mismos”. La respuesta de los clientes habla por sí misma: según cuenta Julia todos abandonan el centro más felices, más relajados y mucho más tranquilos.

Como no podía ser menos, para ir de la mano en este nuevo camino de reequilibrio, Julia Rodríguez encontró en Karicia al mejor compañero de viaje. “Cuando decidí emprender tenía una necesidad de crecer y de crear algo con mi sello y filosofía. En Karicia encontré todos los valores que yo ofrezco en mis tratamientos. Hacemos una alianza perfecta, no concibo mi trabajo en cabina sin ella”, afirma Julia.

Gracias a la formulación espagírica, que aporta a todos los productos Karicia una vibración única, Julia puede trabajar sus tratamientos de belleza en cabina desde el interior de cada cliente, es decir no desde el punto de vista físico, sino también emocional. “Es la única forma de poder dar resultados visibles y continuados en el tiempo a los clientes. Desde el interior trabajo específicamente lo que cada cliente necesita, trabajando desde el nivel físico, emocional y vibratorio. Somos parte de un todo y hay que verlo desde esa perspectiva aportar los mejores beneficios, tanto a la piel como al interior de cada uno”, explica Julia.

Karicia: esencia Km0 y made in Spain

¿Cómo refleja Julia esta manera de trabajar la belleza desde la esencia? Pues haciendo que cada tratamiento sea algo único, 100% personalizado y centrado en el equilibrio. Como explica la misma Julia: “Me dirijo mucho a cuáles son las necesidades de cada estación del año, a las que les sumo la situación que cada cliente trae en el momento que se tumba en la camilla. Los productos usados irán acorde a las necesidades de mis clientes”. En Essentia by Julia los tratamientos van más allá de ser una mera experiencia de belleza. Así lo transmite también a sus clientes, explicando que trabaja de la mando de Karicia, una casa española, Km0 y 100% basada en los principios de la naturaleza. Algo que sus clientas valoran cada vez más.

En este sentido, Julia no tiene un tratamiento Karicia estrella: ella potencia la parte más alquimista de la marca. A través de su intuición crea una rutina única para ese momento y esa persona. Ese es el valor Karicia para Julia. “Para mí no hay un tratamiento estrella en Karicia: todo lo que hago con Karicia es muy valioso. Cada persona que viene confía en mí y cuando los productos tocan su piel se produce la magia. Es el toque de Karicia, que es casi imposible equivocarse; es un botiquín tan completo que va a equilibrar cualquier piel que toque”, explica Julia.

Alquimia, naturaleza y energía vibracional unidas a la experiencia de Julia: en Essentia by Julia el cliente va a conectar con su esencia. Y damos fe de que es imposible no hacerlo al someterse a cualquiera de sus rituales. Si estás en Mallorca, no esperes más a conectar con tu esencia: tu interior te lo agradecerá.

Aún no hay comentarios, ¡añada su comentario abajo!


Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.